Hipótesis

El patrimonio ecológico y biocultural del golfo de California está en alto riesgo, a pesar de los esfuerzos por la conservación que se han llevado a cabo en las últimas décadas. Para reorientar esta tendencia es indispensable que los habitantes de la región logren resignificar la producción de su espacio mediante estrategias que les permitan una apropiación comunitaria del territorio marino-costero basada en los principios de la sustentabilidad fuerte. Entendemos por esta la capacidad de autonomía comunitaria y autogestión de los sistemas productivos asociados a modelos de manejo que permitan niveles de vida dignos, el control sobre el uso del espacio y de los recursos, y la satisfacción de las necesidades de la sociedad local, sin comprometer la integridad de los ecosistemas que sostienen sus modos de vida.